Conectate con Nosotros

El Covid-19 puede durar en la pantalla del “celu” hasta 28 días, según científicos australianos

investigaciones

El Covid-19 puede durar en la pantalla del “celu” hasta 28 días, según científicos australianos

La persistencia en el vidrio es un hallazgo importante, resalta la investigación

Fue una importante noticia durante este fin de semana, y  es que más información sorprendente se ha  descubierto  con respecto al coronavirus. Esta vez fue el turno de la  agencia científica nacional de Australia (CSIRO), quien descubrió que  el SARS-CoV-2, el virus responsable del Covid-19, puede sobrevivir mucho más tiempo de lo que se pensaba: hasta 28 días en superficies comunes, incluidos billetes, vidrio, como el que se encuentra en las pantallas de los teléfonos móviles, y acero inoxidable.      

La investigación, realizada en el Centro Australiano para la Preparación de Enfermedades (ACDP) en Geelong, encontró que el SARS-CoV-2 sobrevivió más tiempo a temperaturas más bajas, en superficies lisas o no porosas como vidrio, acero inoxidable y vinilo, más que en superficies complejas porosas como el algodón. También sobrevivió más tiempo en billetes de papel que en billetes de plástico.

El estudio también se llevó a cabo en la oscuridad para eliminar el efecto de la luz ultravioleta, ya que las investigaciones han demostrado que la luz solar directa puede inactivar rápidamente el virus.

En esas condiciones determinaron que a los 20 °C en el algodón dura menos de 14 días. A esa temperatura, el caso del vidrio, acero, vinilo, papel y billetes plásticos era hasta 28 días.

Al aumentar la temperatura a 30 °C, en los billetes de papel duraba entre 14 a 21 días, en tanto en vidrio, acero y billetes de plástico siete días.

A los 40 °C, en algodón duraba menos de 16 horas, en vidrio, acero y billetes de plástico 24 horas, y en plástico 48 horas.

La persistencia en el vidrio es un hallazgo importante, resalta la investigación “dado que los dispositivos de pantalla táctil como teléfonos móviles, cajeros automáticos de bancos, cajas de autoservicio de supermercados y quioscos de facturación en aeropuertos son superficies de alto contacto que pueden no limpiarse regularmente y, por lo tanto, representan un riesgo de transmisión del SARS-CoV-2 “.

“Estos hallazgos demuestran que el SARS-CoV-2 puede permanecer infeccioso durante periodos de tiempo significativamente más largos de lo que generalmente se considera posible”, señala el estudio.

Fuente: La Tercera

Advertisement MVP Ad
Arriba